Si van a repartir dividendos…



ESACEDAL
19
01 05 01







SOCIEDADES
Si van a repartir dividendos…
Si este año su empresa va a distribuir dividendos, tenga en cuenta algunas cuestiones relativas a la retención aplicable. Asimismo, informe a los socios de cuándo deberán imputarse el ingreso correspondiente.

Varios socios.
Su empresa tiene varios socios, algunos de ellos personas físicas y otros que son a su vez sociedades.
Apunte.
 Pues bien, si va a repartir un dividendo, tenga en cuenta algunas reglas en materia de retenciones y asesore también a los perceptores respecto a cuándo deben imputarse el ingreso correspondiente.

Retención

Según el perceptor.
En primer lugar, sepa que no siempre deberá retener sobre los dividendos satisfechos.
¡Atención!
 Ello dependerá de quién sea el perceptor:

Si el perceptor es una persona física, deberá retenerle el 19%. Si el perceptor es una persona jurídica con una participación (directa o indirecta) igual o superior al 5%, no deberá practicar retención, siempre que dicho porcentaje mínimo se haya mantenido de forma ininterrumpida durante el año anterior al día en el que sea exigible el dividendo.
¡Atención!
 Para acreditar este extremo, solicite a la empresa destinataria un certificado que lo indique.
Si el perceptor es una persona jurídica con un porcentaje de participación inferior al 5% (o, siendo igual o superior, todavía no hace un año que tiene esa participación), también deberá retener, aplicando el tipo fijo del 19%. El siguiente paso

Vea en
http://apuntesyconsejos-susociedad.es/descarga
, referencia ED 19.01.05, un modelo de certificado para no retener sobre el dividendo.

Exigibilidad.
La retención deberá ingresarse en Hacienda en el período en el que el dividendo
sea exigible
(en caso de que en el acuerdo de reparto no se diga nada, se entiende exigible a partir del día siguiente al del acuerdo).
Apunte. 
A estos efectos, establezca la exigibilidad en una fecha que le permita demorar el ingreso de las retenciones en Hacienda:

Por ejemplo, si la junta de aprobación de cuentas se celebra el 27 de junio y no dicen nada, la retención deberá practicarse el día 28, e ingresarse en Hacienda el día 20 de julio.
Apunte.
 En cambio, si en esa misma junta establecen que el dividendo será exigible el día 1 de julio, podrá demorar el ingreso de la retención hasta el 20 de octubre (en caso de que su empresa presente declaraciones trimestrales).
En todo caso, y según un reciente cambio legal, el plazo máximo para el abono completo de los dividendos es de 12 meses a partir de la fecha del acuerdo de la Junta General para su distribución. ¿Y los perceptores?

Personas físicas.
Si algún socio persona física le pregunta cuándo deberá computar el dividendo en su IRPF, dígale que deberá hacerlo en el ejercicio que coincida con la fecha de exigibilidad.
Apunte.
 Si, por ejemplo, la exigibilidad es el 1 de julio de 2019, tanto el dividendo como la retención deberán declararse en el IRPF de 2019.

Sociedad.
Si el socio es una sociedad, deberá computar el ingreso en el ejercicio en el que se acuerde la distribución (se aplica el principio de devengo).
Apunte.
 Respecto a las retenciones (en caso de que quede sometido a ellas), podrá deducirlas en el ejercicio en el que el dividendo sea exigible. Por tanto, puede pasar que el ingreso se compute en un ejercicio y la retención en otro posterior.


En el acuerdo de reparto de dividendos, establezca como fecha de exigibilidad del dividendo los primeros días del trimestre natural. De esta forma podrá demorar el ingreso de las retenciones.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.